2009.03.30. Nota de prensa. Instituto Juan de Mariana. (Cada empleo verde que promete Zapatero cuesta 571.138 euros a los españoles)

2009.03.30. Nota de prensa. Instituto Juan de Mariana. (Cada empleo verde que promete Zapatero cuesta 571.138 euros a los españoles)

 

30/03/2009

Cada “empleo verde” que promete Zapatero cuesta 571.138 euros a los españoles

El Gobierno español ha comprometido hasta el momento un total de 28.671 millones de euros en subsidios públicos al fomento de las energías renovables. Como resultado, cada “empleo verde” creado en España gracias a la subvención ha destruido un promedio de 2,2 puestos de trabajo, y amenaza con causar el mismo impacto en EEUU.

·       Cada “empleo verde” que generan las energías renovables ha necesitado subvenciones por valor de 571.138 euros desde el año 2000.

·       El Gobierno español ha comprometido hasta el momento un total de 28.671 millones de euros en subsidios públicos al fomento de las energías renovables.

·       Como resultado, cada “empleo verde” creado en España gracias a la subvención ha destruido un promedio de 2,2 puestos de trabajo, y amenaza con causar el mismo impacto en EEUU.

·       Los consumidores españoles se enfrentan a una importante subida de la luz o a un sustancial aumento de impuestos para poder costear el actual modelo energético impuesto por el Gobierno.

Madrid, 30 de marzo de 2009. El presidente del Gobierno español, José Luis Rodríguez Zapatero, reivindicó el pasado sábado, en la Cumbre de Líderes Progresistas celebrada en Chile, apostar por la “economía verde” como vía para salir de la recesión económica mundial. Sin embargo, el coste de este modelo saldrá muy caro a los españoles.

Cada “empleo verde” que generan las energías renovables ha necesitado subvenciones por valor de 571.138 euros desde el año 2000. Dicho coste supera el millón de euros por cada puesto de trabajo que ha sido creado en la industria eólica, según el Estudio de los Efectos del Apoyo Público a las Energías Renovables sobre el Empleo, elaborado por la Universidad Rey Juan Carlos.

El informe, que ha obtenido una gran repercusión mediática internacional y que corrobora anteriores investigaciones del Instituto Juan de Mariana, muestra el terrible coste laboral y económico que está provocando el modelo energético implantado en España, consistente en el desvío de enormes recursos públicos al fomento de las energías renovables.

Entre 2000 y 2008, el Gobierno español ha comprometido un total de 28.671 millones de euros -descontada la inflación- en subsidios públicos al fomento de energías renovables para los megavatios instalados sólo en dicho período. Un dinero que ha sido o será sufragado íntegramente por el bolsillo de los ciudadanos, ya sea mediante nuevas subidas en el precio de la luz o aumento de impuestos.

Las energías renovables consumen enormes recursos de los contribuyentes. En España, la renta vitalicia media que ingresan las energías renovables es equivalente al 4,35% de la recaudación anual de IVA, el 3,45% del Impuesto sobre la Renta (IRPF) o el 5,6% del Impuesto de Sociedades. De este modo, la factura de la luz tendría que aumentar un 31% para costear el denominado déficit de tarifa eléctrica, según estimaciones de la Comisión Nacional de Energía (CNE). Y ello, debido principalmente al coste de las energías renovables. Los consumidores españoles se enfrentan, pues, a una fuerte subida de la tarifa eléctrica o un aumento de impuestos derivado de la política energética impuesta por el Gobierno.

Como resultado, este despilfarro de recursos ha provocado la destrucción neta de 113.000 puestos de trabajo en la economía española, según el informe. Es decir, 2,2 trabajos destruidos por cada “empleo verde” generado por este sector gracias a la subvención

En términos de potencia instalada, cada megavatio “verde” subvencionado en España destruye un promedio de 5,39 empleos en el resto de la economía nacional: 8,99 en el caso de la energía fotovoltaica, 4,32 trabajos por cada empleo creado en la eólica y 5,84 en el caso de la mini-hidroeléctrica. A éstos, deben sumarse aquellos empleos perdidos como consecuencia de las deslocalizaciones o cierres a que se han visto forzadas algunas industrias españolas intensivas en consumo de electricidad. Como hemos visto, el crecimiento exorbitado del déficit de tarifa (algo más de 15.000 millones de euros desde 2000 a 2008) está conduciendo a que la tarifa eléctrica esté sufriendo subidas importantes en los últimos años. Sólo en 2007 se incrementó en torno a un 55% para grandes consumidores de electricidad, por lo que estos costes de electricidad no están pudiendo ser competitivos con los de otros países como Francia. Las empresas más afectadas por su alta intensidad de consumo eléctrico son las pertenecientes a los sectores de la metalurgia, la minería no metálica y la transformación de alimentos, bebidas y tabaco.

El estudio advierte de que el precio mínimo que garantiza la ley a la generación de energía renovable, muy por encima de los precios de mercado, desperdicia una gran cantidad de capital que podría haber sido destinado de un modo más eficiente a otros sectores productivos. España sufre una “burbuja” insostenible en el ámbito de las “energías verdes”. Un sector que está condenado a sufrir un ajuste dramático, con desempleo masivo, pérdida de capital y desmantelamiento de industrias asociadas a la construcción de módulos, mantenimiento e instalaciones de plantas, etc., en caso de no mantenerse artificialmente mediante el actual nivel de ayudas públicas. De hecho, ya nos encontramos con este panorama con la fuente renovable que ha contado en España con la mayor burbuja en el mundo, especialmente, en 2008, gracias a las fuertes retribuciones garantizadas: la solar fotovoltaica. El inicio del pinchazo de su burbuja lo encontramos también en octubre de 2008, cuando entra en vigor un marco retributivo mucho más restrictivo, con objeto de controlar el déficit tarifario y reducir la llegada masiva de inversores no especialistas en el sector, que hasta entonces había sido abrumadora como resultado de que las tasas internas de retorno se movían entre un 15 y un 20%, siendo sustancialmente atractivas en cualquier época, pero en especial en tiempos de crisis.

Además, el mantenimiento de este modelo energético retrasará la salida de la crisis económica en España. Pese a ello, el presidente de EEUU, Barack Obama, pone como ejemplo a España, y confía en las energías renovables para impulsar la economía de la primera potencia mundial. El estudio sugiere que, en caso de implantar el sistema español, EEUU podría perder igualmente 2,2 puestos de trabajo directos por cada “empleo verde” creado vía subvenciones. Es decir, EEUU se enfrentaría así a la destrucción de entre 6,6 millones y 11 millones de puestos de trabajo si apuesta por crear entre 3 y 5 millones de “empleos verdes”, respectivamente, mediante la concesión de ayudas públicas.

 ………………………………….

 

2009.04.18.El Mundo. (Obama ya sufre por el ’empleo verde’ de Zapatero)

 

 

18/04/2009 – El Mundo

Obama ya sufre por el ’empleo verde’ de Zapatero

El alto coste de los puestos de trabajo vinculados a energías ecológicas en España desata la polémica en EEUU.  PABLO RODRIGUEZ SUANZES / DOMINGO SORIANO

«Los sueños verdes como las energías renovables sólo son posibles mediante la transferencia masiva de dinero desde sectores productivos a aquellos que tratan de enriquecerse rápido gracias a los mandatos del Gobierno». Con estas palabras, glosaba ayer el diario económico más influyente del mundo, The Wall Street Journal, las conclusiones del estudio de la Universidad Rey Juan Carlos: Efectos del apoyo público a las energías renovables.

Pocas veces un informe español ha tenido tanto eco internacional, a pesar del casi nulo seguimiento que ha tenido en los medios nacionales (sólo Expansión entre los diarios económicos le dedicó una página y un editorial en su edición del pasado 27 de marzo).Pero, aunque aún no haya llegado a la opinión pública española, sí lo ha hecho a la prensa internacional (destacan las reacciones de The Economist, Bloomberg o Fox) y también a la Casa Blanca.

En el estudio, dirigido por un columnista de MERCADOS, Gabriel Calzada, se asegura que cada empleo en energías renovables creado en España desde el año 2000 ha costado 571.138 euros y ha provocado la pérdida de 2,2 puestos de trabajo en otros sectores más eficientes.Es más, en el editorial de ayer de The Wall Street Journal, se destacaba que las escalofriantes cifras del estudio de la Universidad Rey Juan Carlos únicamente calculan las ayudas directas (28.600 millones de euros), pero no las indirectas -como las concedidas para construir plantas solares- porque «el Gobierno no sabe siquiera cuánto dinero ha dado a la industria de las renovables».

La relevancia de estas conclusiones se ha escuchado en la mismísima Casa Blanca. Barack Obama ha citado en muchas ocasiones el caso de España como modelo a seguir en el desarrollo de las energías renovables. El jueves incluso alabó el tren de alta velocidad de nuestro país.

Pero los datos de la investigación muestran que, en realidad, lo que hay en España es una «burbuja a punto de estallar».

El pasado martes, el portavoz de la Casa Blanca, Robert Gibbs, causó la sorpresa de los periodistas al abordar el asunto. Preguntado sobre el estudio y el hecho de que recomiende a EEUU que no siga el ejemplo español, Gibbs respondió que «parece raro que estuviésemos importante turbinas de España para desarrollar energías renovables si ese fuese, incluso remotamente, el caso». Inquirido sobre si la Casa Blanca cree que el estudio es erróneo, el portavoz reconoció ante las risas de los presentes que no lo había leído pero que, aun así, «sí lo creía».

La repercusión del informe puede tener consecuencias en el desarrollo del programa energético de EEUU, pues congresistas, senadores y expertos están presionando a Obama para que reconsidere el que ha sido uno de los pilares básicos de su programa, tanto en la campaña electoral como desde que es presidente.

Esta misma semana, Robert J. Samuelson en The Washington Post, destacaba que Obama y su círculo cercano parecen no querer darse cuenta de que si suben las subvenciones a las renovables, tendrán que disminuir las ayudas a otros sectores. En noviembre, Obama prometió que dedicaría 150.000 millones de dólares en 10 años a las energías limpias. Su ambicioso plan, además, incluiría la creación de dos millones y medios de puestos de trabajo verdes.El problema es que si el modelo español se reproduce en EEUU, más de cinco millones de norteamericanos podrían perder sus empleos.


LA RESPUESTA DE LA CASA BLANCA

«Creo que es erróneo… pero no lo he leído»

El pasado martes, el portavoz de la Casa Blanca, Robert Gibbs, causó la sorpresa y risa de los periodistas que cubren los asuntos gubernamentales al responder de la siguiente forma a las preguntas de un reportero sobre el estudio de la Universidad Rey Juan Carlos y las consecuencias que sufriría Estados Unidos en el caso de que la primera economía del mundo se decidiese a seguir el ejemplo español.

Pregunta.- «Volviendo al discurso del presidente [Obama] de hoy, Gabriel [Calzada] Alvarez, un profesor español dice, tras elaborar un estudio, que en su país la creación de empleos verdes tiene en realidad un coste mayor del beneficio que deja: 2,2 puestos de trabajo perdidos, según él, por cada puesto creado. Y ha emitido un informe en el que específicamente advierte al presidente [Obama] que no intente y siga el ejemplo español».

Respuesta.- «Parece bastante extraño que estuviésemos importando partes de turbinas de España para satisface la demanda de energía renovable aquí si ese fuese, incluso remotamente, el caso».

P.- «¿Está sugiriendo que el estudio es, sencillamente, erróneo?».

R.- «No he leído el estudio, pero creo que sí».

P.- «Bueno, entonces… (risas)».


De ‘Expansión’ a la Casa Blanca

>EXPANSION

El pasado día 27 de marzo, el diario ‘Expansión’ publicó en primicia las conclusiones del ‘Study of the effects on employment of public aid to renewable energy sources’, un estudio de investigadores de la Universidad Rey Juan Carlos de Madrid en el que se pone de manifiesto que por cada trabajo que se crea en energías renovables se pierden 2,2 empleos, y que el coste de cada uno de ellos es de 570.000 euros. El balance del mismo es demoledor para los ’empleos verdes’, y por ello el diario de Unidad Editorial le dedicó uno de sus editoriales.

>THE ECONOMIST

El prestigioso semanario británico ‘The Economist’ recogió los resultados del informe en su edición de la primera semana de abril, destacando que el coste de cada puesto de trabajo es más del doble de lo que supondría si fuera el sector privado el encargado, pues en ese caso el precio rondaría los 260.000 euros. La revista destaca también que los datos del estudio son de la Comisión Europea y del propio Gobierno español.

>BLOOMBERG

La agencia de noticias Bloomberg hizo pública la noticia incluyendo una entrevista con Gabriel Calzada, profesor de la Universidad Rey Juan Carlos y coordinador del trabajo. En ella, Calzada aseguraba que la pérdida de empleos podría ser incluso mayor dada la gran cantidad de empresas que «se van del país por el alto coste de la energía».

>WALL STREET JOURNAL

El diario dedicó su primer editorial de ayer viernes -en la edición europea- al estudio español, prestando especial atención a la advertencia que éste hace al presidente de Estados Unidos, Barack Obama, para que no imite un modelo por el que ha manifestado en repetidas ocasiones una gran admiración. Para el Journal, el sistema de subvenciones de las renovables es una «burbuja a punto de estallar».

 

………..

2009.03.27.Expansión. (Cada empleo verde creado destruye 2,2 puestos en el resto de la economía)

 

27/03/2009 – Expansión

Cada empleo verde creado destruye 2,2 puestos en el resto de la economía

España quiere ser un líder mundial en el cambio energético. Pero la factura es muy alta. El sector metalúrgico, la alimentación, la bebida y el tabaco son las grandes víctimas

Zapatero quiere liderar el cambio hacia las fuentes de energía renovables que, según ha manifestado en numerosas ocasiones el presidente del Gobierno, son un “un valor estratégico” para el país.

Una apuesta tan ambiciosa como lo es la factura que le pasará a España: por cada nuevo puesto de trabajo “verde” creado, se han destruido 2,2 empleos en el resto de la economía (en el sector privado).

Un dato al que hay que “añadir aquellos empleos que la inversión no subvencionada habría creado”, según concluye el Estudio de los efectos sobre empleo de ayuda pública a fuentes de energía renovables, elaborado por Universidad Rey Juan Carlos, al que ha tenido acceso EXPANSIÓN.

Esta pérdida se ha concentrado principalmente en la metalurgia, la minería no metálica, la industria alimenticia, la bebida y el tabaco. Y ha sido también abultada en términos económicos: “Desde el año 2000, España ha gastado 571,138 euros por cada “empleo verde” generado, incluyendo los subsidios de más de un millón de euros por la industria eólica”, concluye el informe.

La elevada factura, no obstante, aún puede aumentar. “A pesar de su hiperagresiva (cara y extensa) política” en este ámbito, “España probablemente ha creado un número sorprendentemente bajo de empleos”. O, lo que es lo mismo, los puestos de trabajo “verdes” aún tienen un elevado potencial para incrementarse… El mismo que los puestos destruidos.

Ahora bien, “no todas las formas de fuentes de energía son igualmente destructivas, dado que no todas ellas requieren la misma cantidad de subsidio por megavatio”. Como media, cada uno de esos megavatios verdes instalado destruye 5,39 empleos. Pero la energía fotovoltaica es la más agresiva: supone la pérdida de 8,99 puestos de trabajo por unidad de capacidad. Mientras, la eólica supone 4,32 empleos; y la mini-hídrica, 5,84 puestos.

Con todas estas cifras sobre la mesa, el estudio alerta de que los esquemas actuales crean un potencial serio “de burbuja” en este sector, que España ahora está descubriendo. El caso “más paradigmático” puede encontrarse en la fotovoltaica, por las diferencias entre el precio generado y el resultante de las subastas. El problema es que se trata de un círculo vicioso, pues esa “burbuja” aumenta al tiempo que los inversores encuentran en las renovables uno de los pocos sectores provechosos.

No es la única advertencia. “El futuro de energía ha sido puesto en peligro por el estado corriente de viento o la tecnología fotovoltaica (más cara y menos eficiente que fuentes de energía convencionales)”, asegura el informe. “El regulador debería considerar si los ciudadanos y empresas necesitan la energía cara e ineficaz o una energía económica que ayude a vencer la crisis”.

Los expertos añaden que el sistema español también pone en peligro las instalaciones de electricidad convencionales, que son las primeras en la lista para solucionar el déficit tarifario de electricidad.

Con todo ello, el estudio recuerda que, en tiempos de crisis, las energías renovables consumen enormes recursos del contribuyente: en España, su coste medio equivale al 4,5% de todo el IVA ó el 5,7% de todo Sociedades en 2007, es decir, más de 2.600 millones de euros.

La experiencia que mira Estados Unidos

El presidente de EEUU, Barack Obama, ha puesto como ejemplo de energías renovables a España, al destacar el liderazgo de España en este sector y, en concreto, en la eólica. España genera cerca del 12% de su energía encauzando el viento, “mientras que nosotros sólo conseguimos el 1%”, decía el líder de EEUU ¿A qué experiencia se refería Obama?


El Plan de Energías Renovables 2005-2010 del Gobierno, con inversiones por 23.000 millones de euros, prevé que las energías renovables abastezcan el 12% del consumo global de energía y los biocarburantes un 6% del consumo de energía y gasóleo para transporte.

Según las cifras del Ejecutivo, las renovables aportan actualmente un 7% de la energía primaria española y un 20% de la electricidad, que aumentará al 30% en dos años. Con estos datos en la mano, Zapatero asegura no escatimará esfuerzos para fomentar el uso de energías limpias y cumplir sus compromisos internacionales, en especial el Protocolo de Kioto de reducción de emisiones de gases de efecto invernadero.

Para Obama se trata de un ejemplo a seguir. Y el estudio de los expertos advierte de que “la experiencia de España citada por el presidente Obama” como modelo “revela que la economía de Estados Unidos deberá esperar una pérdida al menos 2,2 empleos por regla general, o aproximadamente 9 empleos perdidos para cada 4 creados”.

……………..

2009.03.27.Expansión. (Sombras sobre las energías renovables)

 

27/03/2009 – Expansión

Sombras sobre las energías renovables

España se ha convertido en el líder mundial en energías renovables, hasta el punto de que el presidente Obama ha confesado su deseo de trasladar a EEUU el modelo español.

El impulso de los últimos años se debe en buena medida al compromiso de Zapatero, uno de los dirigentes mundiales más vehementes en la lucha contra el cambio climático, de promover un nuevo modelo energético, apoyado exclusivamente en las renovables.

Esto ha llevado a que este tipo de energías supongan ya el 12% del total consumido en España, y con unas expectativas por parte del Gobierno de incrementar sustancialmente ese porcentaje a medio plazo.

Con frecuencia, el entusiasmo desatado en torno a las renovables tiende a minusvalorar los efectos contraproducentes de un modelo muy caro, inevitablemente ligado a onerosas subvenciones y sin garantía de potencia por su imprevisibilidad. Obviamente, no estamos ante la panacea.

El estudio de la Universidad Rey Juan Carlos sobre los efectos que tiene en el empleo la ayuda pública a las renovables, del que hoy da cuenta EXPANSIÓN, avanza conclusiones inquietantes que al menos deberían inducir a la reflexión. Por cada nuevo puesto de trabajo “verde”, esto es, creado a partir de las renovables, se destruyen 2,2 empleos en el resto de la economía.

La industria española ha explicitado su malestar por un modelo energético que les resulta muy caro, en tanto que en el precio del pool se integra el elevadísimo coste de producir la energía renovable.

El gasto anual en renovables, 2.600 millones de euros, equivale, por ejemplo, al 4,5% de la recaudación del IVA; al 3,5% del IRPF, o al 5,7% del Impuesto de Sociedades.

Al contrario que otros países de nuestro entorno, Zapatero reniega categóricamente de la energía nuclear, pese a que en la actualidad es la única opción que puede contribuir a combatir el cambio climático y asegurar un mix energético asumible para la economía, es decir para que las empresas y los consumidores paguen precios razonables, so pena de seguir mermando la competitividad de las empresas y de inducir deslocalizaciones de industrias intensivas en consumo energético.

………

2009.03.30.Europa Press. (Cada empleo de energía verde cuesta 571.138 euros, según el instituto Juan de Mariana)

30/03/2009 – Europa Press

Cada empleo de energía verde cuesta 571.138 euros, según el instituto Juan de Mariana

El Gobierno español ha dedicado desde 2000 un total de 28.671 millones de euros al fomento de las energías renovables, de modo que cada empleo generado en el sector ha tenido un coste de 571.138 euros, según un estudio presentado por el instituto Juan de Mariana.

Este instituto asegura además que cada empleo de este tipo creado en España a través de subvenciones ha destruido un promedio de 2,2 puestos de trabajo, y amenaza con causar el mismo impacto en Estados Unidos.

Estos datos proceden de un estudio sobre Efectos del Apoyo Público a las Energías Renovables sobre el Empleo, elaborado por la Universidad Rey Juan Carlos, en el que se asegura además que cada empleo en energía eólica tiene un coste de un millón de euros.

El instituto dice que estas conclusiones muestran el “terrible coste laboral y económico que está provocando el modelo energético implantado en España, consistente en el desvío de enormes recursos públicos al fomento de las energías renovables”.

Además, asegura que el dinero que se dedica a estas fuentes de generación “ha sido o será sufragado íntegramente por el bolsillo de los ciudadanos, ya sea mediante nuevas subidas en el precio de la luz o aumento de impuestos”.

El “despilfarro de recursos” ha provocado la destrucción neta de 113.000 puestos de trabajo en la economía española, asegura, antes de advertir de que cada megavatio renovable subvencionado en España destruye un promedio de 5,39 empleos en el resto de la economía nacional.

A estos empleos, señala, “deben sumarse aquellos empleos perdidos como consecuencia de las deslocalizaciones o cierres a que se han visto forzadas algunas industrias españolas intensivas en consumo de electricidad”.

……..

2009.04.02. Agrolibre.(Empleos verdes, un camelo más)

¿EMPLEOS VERDES?, UN CAMELO MÁS

·                                 |

Redacción Agrolibre  |  02/04/2009

Aunque con dificultades, la verdad de las cosas suele abrirse camino, entre multitud de falsedades enmascaradas como verdades oficiales.

El nuevo Ministerio, de Medio Ambiente, Medio Rural y Marino,  actual responsable, solo o de forma compartida, de tres fiascos de nivel planetario, a saber, los Biocarburantes, el Cambio Climático y las Energías Renovables, tiene la obligación de cambiar radicalmente, en el menor tiempo posible, las políticas seguidas en estos temas.
Dejando hoy de lado el tema de los biocarburantes donde, como ya se afirma sin recato en la mayoría de las publicaciones especializadas, corren malos tiempos no solo para su desarrollo sino incluso para su simple existencia, vamos a centrar el comentario presente sobre la verdad de los “empleos verdes”. No se olvide que una de las razones oficiales dadas a los ciudadanos para desarrollar, a cualquier precio, las denominadas energías alternativas, es, como afirma sin pudor alguno nuestro Presidente de Gobierno, el hecho de que nuestro país es el ejemplo mundial en materia de creación de “empleos verdes” relacionados con las energías renovables, la energía fotovoltaica y la eólica fundamentalmente.
Pues bien veamos la realidad del tema. Según un estudio realizado por la Universidad Rey Juan Carlos con la colaboración del Instituto Juan de Mariana, titulado “Estudio de los efectos del Apoyo Público a las Energías Renovables sobre el Empleo”, estudio que se adjunta para su conocimiento, la verdad del tema se resume en que:
• Cada “empleo verde” destruye, al menos, 2,2 puestos de trabajo. Hasta ahora la destrucción neta de puestos de trabajo ha sido de 113.00 empleos. Cada megawatio “verde” subvencionado, destruye 5,39 puestos de trabajo, 8,99 puestos en el caso de la energía fotovoltaica, 4,32 puestos en el caso de la eólica y 5,84 en el caso de la  minihidroeléctrica  
• Cada “empleo verde” supone una subvención de 571.138 euros desde el año 2000. En el caso de la energía eólica, la de los “molinillos”, el coste supera el millón de euros.
• El Gobierno español tiene comprometido hasta el presente, para el fomento de estas energías, cerca de 30.000 millones de euros. Para que tengamos una referencia cierta, las subvenciones anuales para el fomento de las renovables, equivalen al 4,35% de la recaudación anual del IVA, el 3,45% del IRPF o el 5,6% del Impuesto de Sociedades.
• Los ciudadanos españoles, con el derroche de subvenciones existente, se enfrentan a un aumento tremendo de las tarifas eléctricas o a un aumento equivalente en los impuestos. El aumento del coste de la electricidad hace inviables sectores productivos muy consumidores de energía. Ayer se publicaba la noticia de que La energía “sostenible” hace insostenible la industria y el empleo, así, “Asturiana de Zinc (Azsa), el mayor productor mundial de zinc, planteará un ERE por culpa de una factura eléctrica que hace inviable la planta”. Dentro de este laberinto de lo políticamente correcto, la “sostenibilidad”, que ha convertido el paisaje español en un horror de molinos de viento y “huertos solares” a base de subvenciones mil millonarias con el dinero del contribuyente consigue al final, alcanzar el “record mundial de generar el 0,8%” de la energía total necesaria, a costa de hacer insostenible la supervivencia de los ciudadanos
Son datos ciertos para que todos reflexionemos sobre la verdad de la creación de empleo por las “Renovables”, sobre la verdad de nuestra situación actual en uno de los temas estrella del gobierno actual, sobre donde nos conducen las veleidades de nuestro actual Presidente, sobre lo inadecuado de que sea el Ministerio otrora dedicado al sector agrario, uno de los enfangados en estas políticas tan demoledoras para el ciudadano y tan poco necesarias para los agricultores, ganaderos y pescadores.
Los “empleos verdes” son uno de los “camelos” en los que nos han metido, unos pocos se forran con el sistema a costa del ciudadano de a pie. ¡Ah!, y en medio de todo ello, el clamoroso silencio de las OPAS, los Sindicatos y los Ecologetas, interesados directos en el sistema.
El Plan Energético Nacional debe replantearse de nuevo, estamos viviendo una situación alarmante, para muchos España sufre una “burbuja” insostenible en el ámbito de las energías “verdes”, toda subvención debe desaparecer, no se puede seguir hurtando a la sociedad el debate, hoy puede afirmarse que montar Planes con la justificación de los “empleos verdes” es una mentira dolosa, es un “camelo más”

One Reply to “2009.03.30. Nota de prensa. Instituto Juan de Mariana. (Cada empleo verde que promete Zapatero cuesta 571.138 euros a los españoles)”

  1. El estudio no me parece del todo imparcial.

    Mi opinión es que las energías renovables deben desarrollarse y es normal que el Estado invierta dinero en su desarrollo. Lo que no está bien es que las energías renovables se hayan convertido en lo que se han convertido, en un negocio para cuatro vivillos (generalmente amiguetes de los diferentes gobiernos regionales) que se están forrando a costa de las abusivas primas que reciben del Estado, creando una inmensa “burbuja” eólica que puede estallar en cualquier momento y generando cientos de casos de corrupción (pelotazos, sobornos, recalificaciones encubiertas, etc..) con la excusa de generar una energía “limpia”.

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out /  Canvia )

Google photo

Esteu comentant fent servir el compte Google. Log Out /  Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out /  Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out /  Canvia )

S'està connectant a %s

Aquest lloc utilitza Akismet per reduir els comentaris brossa. Apreneu com es processen les dades dels comentaris.