2011.10.08.Tierra Comunera. (Problematica actual de la energia eolica en Castilla y Leon)

Problematica actual de la energia eolica en Castilla y Leon

Carlos Rad

PROBLEMÁTICA ACTUAL DE LA ENERGÍA EÓLICA EN CASTILLA Y LEÓN

Carlos Rad. Procurador en las Cortes de C-L

La utilización de fuentes de energía renovables fue una idea planteada desde la utopía hace no muchos años, siempre como solución a la utilización masiva de formas de energía no-renovables y altamente contaminantes, hecho que ha caracterizado al desarrollo industrial de nuestra sociedad desde hace más de dos siglos. Sólo en los últimos años, es posible, gracias al avance de la técnica, contar con modelos eficaces de utilización de estas energías, lo que ha permitido transformar muchas de estas opciones, de simples utopías a realidades prácticas, hecho que da auténtico significado al término de energías alternativas con el que se las describía y tras el que se agrupan utilizaciones de energía tan diversas como la eólica, la minihidráulica, la utilización de la biomasa y sus transformaciones, la solar térmica o la solar fotovoltaica.

Desde siempre, en ámbitos conservacionistas y desde los diversos movimientos ecologistas, se ha contemplado la utilización de la energía eólica como una alternativa de fácil utilización y bajo mantenimiento. La energía eólica, dado su carácter renovable, su bajo nivel contaminante y el supuestamente bajo impacto ambiental, ha sido aceptada por casi todos los sectores sociales, incluso los más comprometidos, como una alternativa inocua que nos permitiera dar un cambio en la política energética, hacia modelos más sostenibles. En nuestra Comunidad, su elevada altitud media y la intensidad de los vientos dominantes, permitía albergar serias esperanzas de cara a la potencial utilización de esta energía eólica. Esta actitud pasiva y bien intencionada ha conducido a contemplar más o menos impasibles, cómo los proyectos de instalación de plantas eólicas proliferan por doquier, ocupando la mayor parte de nuestras áreas montañosas, sin el menor respeto paisajístico y cómo los aerogeneradores instalados son gigantescas estructuras (entre 40 y 60 m), bastante lejos de inocuos molinos de viento. Determinadas áreas de nuestra geografía, en especial el Norte de la Provincia de Burgos, han visto cómo proliferaba la instalación de parques eólicos, algunos de ellos en los lugares más emblemáticos y mejor conservados, tanto desde un punto de vista natural, paisajístico o arqueológico.

Las compañías eléctricas más poderosas, avaladas por entidades financieras de nuestra comunidad y fuera de ella, se han lanzado sobre este nuevo campo energético, no con un afán alternativo, sino como una nueva y prometedora vía de producción eléctrica y lo que puede ser peor, la especulación pura y dura por obtener permisos de explotación, por copar un nuevo campo de producción energética y por cobrar cuantiosas subvenciones de la Consejería de Industria de la Junta de Castilla y León.

Todo ello ha sido realizado con la pasividad manifiesta del gobierno de la Junta de Castilla y León, que tardíamente elabora el Decreto 189/1997 de 28 de Septiembre para regular la instalación de parques eólicos. Posteriormente, ante la avalancha de peticiones recibidas, la necesidad de realizar una Evaluación Estratégica Ambiental Previa y la entrada en vigor del Real Decreto 2818/1988 de 23 de diciembre, que regula la producción energética con fuentes renovables, se establecen dos decretos (Decreto 107/1998 de 4 de Junio y Decreto 50/1999 de 11 de Marzo) cuya finalidad principal era suspender las autorizaciones de nuevos parques eólicos, hasta la publicación del Plan Eólico Regional de Castilla y León, publicación que estaba previsto realizarse de forma provincializada y con una serie de plazos

– de cuatro meses (antes del 16 de Julio de 1999) para las provincias de Burgos, Salamanca y Soria

– de ocho meses (antes del 16 de Noviembre de 1999) para las provincias de Ávila, León, Palencia, Segovia, Valladolid y Zamora

Hasta la fecha, han sido únicamente dos los Planes Eólicos Publicados, los relativos a Soria (17 de Noviembre de 1999) y Salamanca (9 de Febrero del 2000). A pesar de ello y una vez finalizada la moratoria, han sido múltiples los parques eólicos autorizados, en la provincia de Burgos, Palencia, Ávila o Zamora, algunos en lugares tan emblemáticos como los valles de Manzanedo y Valdivielso, el Monte de Carrales o la Sierra del Mencilla; las estribaciones de la sierra del Moncayo en Soria, la zona Barruelo-Brañosera en Palencia o el término de Navas del Marqués en Ávila, entre otros y que pueden conducir a un cambio drástico del paisaje de muchos de estos lugares de nuestra comunidad. Los planes eólicos publicados, en especial el de Soria, están lejos de tener un enfoque medioambiental preciso, que principalmente marcan las zonas de utilización potencial de la energía eólica en función de la intensidad del viento dominante, olvidando numerosas cuestiones medioambientales.

Varias son las cuestiones que emergen ante este panorama de expansión incontrolada de parques eólicos en nuestra comunidad y que desde luego, Tierra Comunera desearía una rápida respuesta por parte de la Junta de Castilla y León:

1. En primer lugar, cuáles son las necesidades energéticas de Castilla y León y las razones que han llevado a intentar el aprovechamiento masivo de la energía eólica, cuando en la actualidad y previsiblemente a medio y largo plazo, nuestra comunidad es y será claramente excedentaria en la producción de energía eléctrica, pues a penas consume un cuarto de toda la energía eléctrica que produce.

2. En segundo lugar, si existe un plan de substitución sistemática de la energía generada por nuestra comunidad de origen no renovable, ya sea nuclear o térmica, por estos nuevos emplazamientos de energías renovables. También éste puede ser el momento de hablar la necesidad de instaurar un canon energético para nuestra comunidad sobre la energía producida, de forma que se obtenga un beneficio de la misma, especialmente en los habitantes de la zona.

3. En tercer lugar, la necesidad de excluir de la posible instalación de parques eólicos las zonas aledañas a los Espacios Naturales de la Comunidad de Castilla y León, a las Zonas de Especial protección para las Aves, Lugares de Importancia Comunitaria, zonas limítrofes con Espacios Naturales de otras comunidades, caso de la sierra del Moncayo en Soria, zonas húmedas de importancia nacional, caso del pantano de Arija, donde existe un proyecto para su conversión en reserva de la biosfera, tramitado por la Comunidad de Cantabria.

4. En cuarto lugar, la exclusión de zonas interés arqueológico o paleontológico o lugares paisajísticos singulares que tradicionalmente no son contemplados en la cartografía habitualmente empleada.

5. En quinto lugar, estimamos necesaria la consideración en el propio proyecto de construcción del parque eólico de todos los tendidos eléctricos y subestaciones de transformación, no como en la actualidad, que se consideran formando parte de un proyecto separado. También ha de contemplarse la obligatoriedad de soterrar los tendidos eléctricos entre los diversos aerogeneradores y las instalaciones de transformación eléctrica.

6. Finalmente, la contemplación de los montes de utilidad pública afectados como figuras a proteger o el evitar que las nuevas instalaciones de tendidos eléctricos causen impedimentos en la lucha contra incendios forestales.

Carlos Rad.

http://www.tierracomunera.org/es/contenido/?iddoc=64

Advertisements

About CEEC

Coordinadora d'Estudis Eòlics del Comtat. http://www.zona14.org

Posted on 8 Octubre 2011, in Recull de premsa. Bookmark the permalink. Deixa un comentari.

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

Connecting to %s

%d bloggers like this: