2013.12.27. El Mundo. (Los alcaldes se alzan ante el riesgo de perder el ‘maná’ de las eólicas)

El Mundo 27 de diciembre de 2013

ENERGÍA La guerra de la ‘energía’

Los alcaldes se alzan ante el riesgo de perder el ‘maná’ de las eólicas

  • El pulso con Soria amenaza las compensaciones que pagan quienes explotan los parques
  • Las eléctricas piden a los ayuntamientos que se sumen a la presión contra el ministro

VÍCTOR NAVARRO Castellón

La transformación de las primas en incentivos que ha planteado el Gobierno de España a las energías renovables en su llamada reforma de la legislación energética tiene a los alcaldes del interior de la Comunidad Valenciana ya en alerta.

El plan eólico de la Generalitat ha supuesto la instalación de decenas de parques eólicos en el interior de Castellón y Valencia en la última década. Además de producir electricidad a través del viento, los aerogeneradores producen también una importante contribución fiscal en municipios donde la industria es precaria y la economía tradicional subsiste con la crisis de la ganadería o la agricultura.

En Vilafranca, cada poste representa una media de 3.000 euros anuales en ingresos.

El citado plan abrió el grifo de los ingresos a los ayuntamientos y particulares, a través del impuesto de bienes inmuebles, el de actividades económicas o por medio del arrendamiento del suelo, público o privado, para la implantación de los famosos molinillos.

Al norte de la provincia de Castellón, Oscar Tena, ex presidente de la Mancomunitat de Els Ports y alcalde de Vilafranca, ya observa con inquietud la incertidumbre a la que se enfrenta el sector de la energía eólica con la reforma impulsada por el ministro de Industria, José Manuel Soria, y matizada después por el de Hacienda, Cristóbal Montoro.

La reducción de los márgenes de las empresas eléctricas, después de que Montoro ordenara retirar los 3.600 millones de euros que el Estado iba a poner para compensar el llamado déficit de tarifa, lleva a pensar a los alcaldes que se traducirá en una reducción de las compensaciones que reciben de estas mismas empresas por la explotación de los parques eólicos.

3.000 euros al año por poste

Generación de empleo, dinamización de la economía local, enriquecimiento de la hacienda municipal con las obligaciones fiscales y patrocinio de actividades de participación como la cultura, las fiestas o el deporte son algunos de los pilares que, a día de hoy, sostienen los aerogeneradores aupados en su momento por la euforia de unas primas que ahora se ven en riesgo.

Los recursos que plantean los grandes de la aerogeneración en España a la iniciativa del Gobierno central -la reciente suspensión de la subasta eléctrica y el frenazo del Gobierno de Rajoy a una subida de la factura de la luz del 11% en enero- ilustra un conflicto antes desapercibido en el interior pero al que ahora, al cierre de 2013, se le toma la temperatura casi a diario.

Oscar Tena, que además de ser alcalde de Vilafranca es diputado autonómico en las Cortes por el PSPV, puso ayer sinfonía coral al torrente de problemas que puede suponer la reforma energética en el caso de que los aerogeneradores pierdan rentabilidad.

Según Tena, cada poste representa una media de 3.000 anuales de ingresos. Su idea es comenzar a movilizar a los alcaldes para presionar al Gobierno de Rajoy.

Sólo en la comarca de Els Ports, el parque construido en su momento por la compañía Renomar cuenta con alrededor de 300 instalaciones, concentradas en varios municipios. Y es que, junto a los ingresos fiscales que corresponden a los pueblos donde están emplazados los aerogeneradores, la antigua AVEN -Agencia Valenciana de la Energía-, la comarca afectada se repartía cada año unos 60.000 euros anuales por localidad para invertirlos en obras básicas de equipamientos, mejora de servicios, incremento de las ayudas u otro tipo de prestaciones de acuerdo con las prioridades de cada población.

Actualmente, los aerogeneradores siguen en actividad con las aspas en movimiento a muchos metros de altura. A pie de tierra, sólo en la comarca de Els Ports, hay alrededor de 50 trabajadores pendientes de conocer el impacto de la nueva legislación. Las revisiones a cargo de empresas subcontratadas también sirven para engordar la caja en los pueblos: unas veces los técnicos comen en restaurantes, otras veces cenan y en otras ocasiones hasta tienen que dormir.

http://www.elmundo.es/comunidad-valenciana/2013/12/27/52bd3b8c22601ddf528b456c.html

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out /  Canvia )

Google photo

Esteu comentant fent servir el compte Google. Log Out /  Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out /  Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out /  Canvia )

S'està connectant a %s

Aquest lloc utilitza Akismet per reduir els comentaris brossa. Apreneu com es processen les dades dels comentaris.